2017

ANDREA FERRERO - MIL MANERAS DE OLVIDAR




















“Pero la ciudad no dice su pasado, lo contiene como las líneas de una mano, escrito en los ángulos de las calles, en las rejas de las ventanas, en los pasamanos de las escaleras, en las antenas de los pararrayos, en las astas de las banderas, surcado a su vez cada segmento por raspaduras, muescas, incisiones, cañonazos.”

- Italo Calvino, Ciudades Invisibles

Ginsberg Galería presenta la primera exposición individual de Andrea Ferrero Pizarro, “Mil maneras de olvidar”, un proyecto en el que la arquitectura es empleada a modo de metáfora para abordar la manera en que olvidamos. Las piezas han sido creadas de tal manera que habita en ellas un sentimiento cuasi humano, conteniendo cicatrices que nos recuerdan que, aún en su ausencia, los recuerdos siguen existiendo. La herida queda, la memoria permanece, pero ¿nos estamos olvidando?

La propuesta explora la tensa relación entre la memoria y el tiempo, materializando el luto de ‘lo que fue’ mediante objetos fantasmales que deambulan entre la construcción y la deconstrucción; el recuerdo y el olvido - objetos de paso y de conexión, que comunican un estado con otro: el afuera y el adentro, el arriba y el abajo.

La muestra reúne fragmentos de diferentes espacios de Lima que han sido dejados al olvido. Cargados del significado que han adquirido en la práctica de la vida cotidiana, son reordenados para transformar estos vestigios en un nuevo espacio, otorgándoles un nuevo orden, una nueva disposición y un nuevo recorrido. Basándose en objetos rescatados del pasado -objetos imbuidos de la historia colonial- y, transformándolos en piezas contemporáneas de memoria, el proyecto ilustra el flujo del tiempo, buscando traer el pasado al presente y abordando la memoria como proceso.